Reflexiones Católicas – Las Tentaciones Del Nuevo Adán

elnuevoadan

Saludos cordiales mi estimad@ amig@ y herman@. La liturgia dominical de Cuaresma nos invita a reflexionar sobre las tentaciones de Jesús el nuevo Adan. De alguna manera este tema nos confronta con la práctica de la justicia y la determinación de hacer en todo la voluntad de Dios, renunciando al mal y sus múltiples tentaciones cotidianas.

El género humano ha sido creado por la Palabra, ella es su origen y el fundamento de su existencia, su vida está orientada hacia ella pero la presencia del mal le puede orientar en otra dirección, a la no escucha o desobediencia de la Palabra, como efectivamente sucedió con Adán y Eva. Precisamente ése es el origen del pecado y lamentablemente debemos cargar con las consecuencias de esa desobediencia que es la privación de la gracia de Dios.

Como vemos en la lectura de Génesis 2:7 Génesis 9:3  la loca ambición de suplantar a Dios, según la propuesta del tentador cuando dice “serán como dioses”, significó la ruptura de la humanidad con su fuente vital, se inauguró la muerte. San Pablo explica hoy a los romanos Romanos 5:12; Romanos 17:19, que la muerte reinó desde entonces “aún sobre aquellos que no pecaron como pecó Adán”.

Si por Adán Fuimos Contaminados por Jesús el nuevo Adán somos salvos

Pero por el amor de Dios, ÉL nos envió a su hijo para que tu y yo seamos salvos, la fidelidad de Dios hizo que sobreabundara la gracia a tal punto que no es comparable con el delito, pues por la gracia de Jesucristo en su misterio pascual todos han sido hechos justos y lo que era signo de condenación se ha convertido en causa de justificación. Entonces si por la desobediencia de Adán fuimos contaminados, por la obediencia de Cristo el nuevo Adán ganamos y somos victoriosos, superamos en Cristo Jesús el pecado y la muerte.

En resumen, si bien es cierto que hemos sido contagiados por el pecado de nuestros primeros padres, por el santo bautismo somos miembros del pueblo de Dios e hijos adoptivos del padre, por la acción salvífica de Jesús somos salvos.

Es verdad que caminamos en un desierto lleno de obstáculos y tentaciones, pero si invitamos a Jesús, Él caminará con nosotros y seremos capaz de responder a Satanás “Retírate, Satanás, porque está escrito: Adorarás al Señor, tu Dios y a Él sólo servirás”.

Que nos enseña las tentaciones del nuevo Adán

 Si deseas acceder a la reflexión “Cómo superar las tentaciones” da clic aquí.

Con todo afecto, tu amigo y hermano.

Víctor Hugo Redrován

boletin-de-predicas
Ayúdame a difundir este mensaje, compártelo.....

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*